El tamaño de los maxilares y sus relaciones entre si determinan la forma de oclusión y la apariencia facial del paciente.  Anomalías en el tamaño y posición de estos pueden desencadenar alteraciones oclusales, generando problemas en la articulación temporomandibular, alteraciones en la deglución, fonación asi como falta de autoestima por la apariencia facial. La cirugía Ortognática es un tratamiento quirúrgico que en conjunto con un ortodoncista puede modificar los problemas de tamaño y posición de los maxilares teniendo como resultados aspectos funcionales adecuados y resultados estéticos importantes.

Una mandíbula poco definida puede presentar en ocasiones un mentón de tamaño pequeño o deficiente lo cual es posible corregirlo a través de una intervención quirúrgica llamada mentoplastia cuyo resultado en el aspecto estético es relevante para el paciente ya que se armoniza el perfil de la persona.  La mentoplastia es un procedimiento que se hace a través de una osteotomía para avanzarlo logrando a su vez una adecuada armonía facial.

Hoy en día todo problema relacionado con tamaño de los maxilares y maloclusión dental tiene solución, gracias al avance de la ciencia y la tecnología se pueden lograr resultados sorprendentes en cuanto a funcionalidad y estética.

PROCEDIMIENTOS